Egipto en la lupa: Cuna de la civilización

La civilización egipcia tiene más de 6000 años de antigüedad. Algunos suelen referirse al país como “la cuna de la civilización”. Con el Río Nilo atravesándolo de punta a punta y rodeado de desierto hacia ambos lados, Egipto ha desarrollado una cultura variada y muy rica. Se trata de tan solo del treceavo país más grande de África en términos de tamaño, pero es el tercer país más poblado del continente y cuenta con la ciudad con mayor número de habitantes: El Cairo.

Es el hogar de las Pirámides, de monumentos bíblicos y de maravillas arqueológicas, entre otros artefactos antiguos. También es considerado como el centro intelectual islámico con más influencia. Su ubicación estratégica y su cultura islámica moderada, lo convierten en un lugar ideal para los negocios internacionales.

En 2011, grandes protestas anti-gobierno en masa llevaron a la caída del presidente Mubarak luego de casi 30 años en el poder. Sin embargo, el presidente Morsi, elegido en elecciones democráticas en el 2012, fue derrocado por el comandante en jefe de las Fuerzas Armadas de Egipto, sumiendo al país en un nuevo período de incertidumbre y violencia generalizada.

Aislamiento y continuidad
En un sentido, Egipto es como una isla, separado de otras tierras habitables: hacia el norte por el mar y en las demás direcciones por los desiertos. Este aislamiento le permitió protegerse de invasiones y aislarse de influencias externas. También contribuyó a generar un carácter conservador e introspectivo de los egipcios. En cada aspecto de la vida egipcia, en cada manifestación de su cultura, un profundo conservatismo está presente. Este aferramiento a las tradiciones y las formas de las generaciones pasadas es considerado una fortaleza para los egipcios.

Esto puede verse reflejado en las clases sociales La clase social en que un egipcio nazca dictamina su vida diaria, su acceso al poder y sus oportunidades. Las tres clases sociales principales se encuentran definidas más por el estatus que genera el origen de la familia que por la riqueza acumulada. Hay muy poca movilidad social y por más que alguien de clase baja o media triunfe financieramente o se eduque en el exterior, su clase social básica no cambiará. Las reuniones sociales suelen incluir sólo miembros de la misma clase.

El honor y el respeto lo es todo
El honor es una faceta crucial en las relaciones interpersonales y el respeto por otros es tanto un derecho como una obligación. Dado que el honor individual está intrincadamente entrelazado con la reputación y el honor de la familia, el comportamiento individual de los miembros de una familia es responsabilidad de la familia. Por lo tanto, existe una presión por parte de la familia sobre los miembros individuales para que no la deshonren.

Musulmán rezandoEste respeto por los demás y por uno mismo se muestra de varias maneras: hospitalidad para con los amigos e invitados, vestimenta acorde a sus posibilidades financieras, respeto y deferencia hacia los mayores y hacia la autoridad, etc.

La vida según el Islamismo
Aunque las leyes egipcias permitan la práctica de otras religiones, el Islam es la religión nacional. El Islam prescribe una forma de vida, gobierna la conducta política, legal y social, y plantea un sistema organizado para la sociedad y el individuo. También requiere la sumisión a la voluntad de Alá, que a través del Corán, establece las reglas del Islam. El Corán es considerado la palabra directa de Alá y por ende, infalible.

Los musulmanes practicantes deben rezar cinco veces por día: al amanecer, al mediodía, en la tarde, en la puesta del sol y a la noche. El viernes es el día musulmán sagrado y casi todo permanece cerrado. Durante el mes sagrado de Ramadán, los musulmanes practicantes ayunan desde el amanecer hasta el anochecer. El ayuno incluye no comer, tomar, fumar o masticar chicle.

¿Cuál es tu experiencia en la interacción con egipcios?

Estas son algunas “generalizaciones” que pueden ayudarte a comprender mejor el comportamiento que ves y observas. Aunque las generalizaciones pueden ser útiles y aplicables, también pueden ser incorrectas y perniciosas. Estas características pueden variar significativamente entre varios individuos, grupos y culturas en Egipto. No asumas que describen a todos los egipcios.

470

También te puede interesar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados *