¿Cuál es tu nivel de sensibilidad intercultural? – Etapas Etnorelativas

En la primera parte de este artículo describíamos las etapas etnocéntricas del Modelo de Desarrollo de Sensibilidad Intercultural desarrollado por Milton Bennett. Estas etapas son percibidas como distintas maneras de evitar las diferencias culturales, ya sea negando su existencia, alzando barreras en contra de ellas o minimizando su importancia. En las siguientes 3 etapas, pasamos de un enfoque monocultural a uno multicultural, ya que la cultura propia es experimentada dentro del contexto de otras culturas, no de manera individual.

Etapa 4: Aceptación de la Diferencia

Se refiere a la etapa en la que se experimenta a la cultura propia como una de las tantas visiones igualmente complejas del mundo. Las personas comienzan a aceptar a las diferencias culturales como distintas maneras de organizar la existencia humana, aun cuando no necesariamente les guste o estén de acuerdo con cada manera. Los individuos en esta etapa son curiosos y respetuosos de las diferencias culturales. Esto refleja un interés genuino en estar informado y aprender, en lugar de sólo buscar confirmar prejuicios. En esta etapa las personas dicen:

  • “Mientras más diferencias, mejor”
  • “Siempre busco estudiar sobre una cultura antes de ir allí”
  • “Es aburrido si todos somos lo mismo”
  • “Mientras más culturas conozcas, mejores comparaciones puedes hacer”

Las personas en esta etapa están listas para aprender, pero necesitan un marco de referencia para organizar sus observaciones y realizar una correcta interpretación de las diferencias culturales.

Descarga la Guía El camino del interculturalista: Cómo desarrollar mi carrera de profesional intercultural

Integración CulturalEtapa 5: Adaptación a la Diferencia

Es la etapa en la cual los individuos ajustan conscientemente sus perspectivas y alteran intencionalmente su comportamiento. Es la aplicación de la aceptación, ya que es la habilidad de actuar apropiadamente fuera de su propia cultura. Las personas miran al mundo a través de “nuevos ojos” y pueden funcionar de manera bicultural. En esta etapa las personas dicen:

  • “Para resolver este problema, necesito cambiar mi enfoque”
  • “Me comunico con personas de mi cultura de manera diferente a cómo lo hago con los de otro país, de manera de mantener mi efectividad”
  • “Puedo conservar mis valores y al mismo tiempo ajustar mi comportamiento”

En esta etapa, los individuos deben expandir su repertorio de comportamientos para facilitar un mayor rango de adaptaciones auténticas.

Etapa 6: Integración de la Diferencia

Las personas que se encuentran en esta etapa no se definen en términos de ninguna cultura en particular, sino que son personas biculturales o multiculturales. La identidad cultural es tan ambigua que los lleva a identificarse activamente con una variedad de culturas, pero también en ocasiones genera sentimientos de nunca estar realmente en “casa”. Esta etapa no es necesariamente mejor que la anterior a la hora de funcionar efectivamente en situaciones interculturales, pero es bastante común en expatriados de largo plazo, nómades globales, chicos de la tercera cultura o un grupo minoritario no dominante. En esta etapa las personas dicen:

  • “Por lo general miro a las situaciones desde una variedad de perspectivas culturales”
  • “Verdaderamente disfruto involucrarme profundamente en mis sendas culturas”
  • “En el mundo multicultural, todos necesitan tener una mentalidad intercultural”
  • “Todas partes son “casa” si sabes lo suficiente sobre cómo funcionan las cosas allí”

Esta etapa requiere poder gestionar las cuestiones de identidad que surgen de esta ambigüedad cultural.

El objetivo fundamental de las organizaciones globales es lograr que sus profesionales trabajando en contextos multiculturales, lleguen a las etapas 4 y 5 si es que buscan una colaboración intercultural efectiva y transformar las diferencias culturales en una fuente de innovación, creatividad y competitividad. Para hacerlo, es importante evaluar diligentemente el nivel de preparación de los individuos y de la organización como tal, de manera de diagramar un proceso de desarrollo de competencias interculturales que cumpla con las necesidades de las personas que se encuentran en cada una de las etapas.

¿Has identificado estas etapas de sensibilidad cultural a nivel personal? ¿Qué iniciativas podrías implementar en tu organización para promover un mayor nivel de sensibilidad intercultural?

 

Por Marcelo Baudino
Consultor y formador intercultural en América Latina

 

cta el camino

 

520

También te puede interesar

3 comments on “¿Cuál es tu nivel de sensibilidad intercultural? – Etapas Etnorelativas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados *